El “fenómeno Gaitán”

  • Gloria Gaitán

Resumen

Este texto sobre mi padre, Jorge Eliécer Gaitán, acogido por generosa iniciativa de la profesora Ivonne Suárez para la Revista Cambios y Permanencias de la Universidad Industrial de Santander (UIS), lo escribo influenciada por la esperanza de cambio que se respira bajo el confinamiento a que, a nivel mundial, estamos sometidos por el covid-19 y por la simultanea revuelta nacional en los Estados Unidos en defensa de la igualdad y el respeto a los negros, país que tanto daño nos ha hecho, incluyendo el asesinato de Jorge Eliécer Gaitán planeado por la CIA, en connivencia con dirigentes liberales y conservadores colombianos, en lo que llamaron La Operación Pantomima[1]. 

Cuántas veces en mi vida he oído decir con nostalgia: “Si a Gaitán no lo hubieran asesinado, este país sería muy distinto”. Es cierto, pero solo parcialmente. Porque si la gente conociera en profundidad el cuerpo de doctrina científico de Gaitán, entendería que no es historia pasada, sino faro y camino para el futuro.

Los adversarios de mi padre, a través de los medios oficialistas de comunicación, de los ensayos académicos y las crónicas periodísticas, hechas al desgaire, le han retransmitido a la opinión pública una verdad distorsionada, ocultando sus propósitos esenciales y, sobre todo, la esencia de su cuerpo de doctrina, método de pensamiento científico elaborado por la Escuela Positiva o Nueva Escuela Italiana, que dio paso a una nueva era, fundamentada en el método científico, incorporando disciplinas como la antropología y la psiquiatría, lo que dio origen al Positivismo Criminológico, de donde surgió un pensamiento revolucionario que vino a sustituir a la anterior Escuela Clásica y que, por contar con una filosofía social y con paradigmas y métodos visionarios, tiene actualidad. Es una Escuela que no sólo se ocupó del derecho penal sino igualmente de la política y concretamente de la defensa del socialismo.

 Lamentablemente, muy poca gente ha tomado nota que Gaitán desarrolló su tarea política bajo los principios de la Escuela Positiva y que ésta no solo orientó su profesión de criminalista sino también su acción política y estratégica.

 

[1] Recuperado de https://www.voltairenet.org/article124740.html

Descargas

La descarga de datos todavía no está disponible.

Biografía del autor/a

Gloria Gaitán

Gloria Gaitán Jaramillo es la principal experta en el pensamiento político y jurídico de Jorge Eliécer Gaitán, su padre. No sólo ha hecho una lectura con pensamiento crítico a los artículos, ensayos académicos y libros que se han escrito sobre su progenitor, sino que, a más de haber escuchado las memorias de su madre, de su familia y de los amigos más cercanos a su padre, ha escuchado de ellos relatos que no aparecen en ninguna publicación. Además, heredó el archivo personal, profesional y político de su padre, el Archivo Gaitán, donde se conservan películas, fotografías y documentos de carácter profesional y político, a más de una colección de álbumes de prensa elaborados por su esposa, doña Amparo Jaramillo Jaramillo. Este archivo guarda, igualmente, documentación posterior al asesinato de Gaitán, entre otros, el rico material filmado por la hija de Gloria Gaitán, María Valencia Gaitán, quien recorrió prácticamente la totalidad de las huellas de su abuelo por el país, grabando los testimonios de los militantes y testigos del Movimiento Gaitanista. Este acervo documental y testimonial ha dado como resultado una visión analítica de la vida, lucha, pensamiento y obra de Jorge Eliécer Gaitán, que le ha servido a Gloria Gaitán para dar una visión novedosa de Gaitán y el gaitanismo. 

Es hija única del matrimonio de Jorge Eliécer Gaitán y Amparo Jaramillo Jaramillo, y no lo es por casualidad. Siendo su padre acérrimo feminista, cuando nació su primogénita manifestó que no quería tener más hijos. Solo una hija, porque la sociedad colombiana educaba a las mujeres para servir, mientras que educaba a los hombres para el éxito. Y él no quería que su apellido sirviera como escalera para el triunfo, sino como camino para servirle al pueblo. 

Cuando Laureano Gómez rompió la política de Unión Nacional entre dirigentes liberales y conservadores, se iniciaron las amenazas e incendios a las residencias de los líderes liberales, siendo amenazada la casa de la familia Gaitán. Por esta razón, Gloria y su madre salieron en 1952 para Europa, refugiándose en Suiza, donde ella hizo su bachillerato.

Economista de la Universidad de los Andes, cuya tesis[1] fue elogiada por uno de los más importantes economistas con que haya contado Colombia, el doctor Álvaro López Toro, quien dijo de esta investigación que era el “descubrimiento de una Ley que explica los orígenes de la producción cafetera en Colombia”. En la Universidad Europea de Madrid obtuvo un máster en Ingeniería Cultural, con una tesis que desarrolla el sentido, carácter y contenido de El Exploratorio, sitio de memoria erigido en los alrededores de la Casa-Museo Gaitan para adelantar el objetivo del líder popular de modelar una cultura participativa que reemplace la cultura delegataria predominante, condición necesaria para poder implantar una Democracia Directa o ciudadana, que reemplace la Democracia Representativa o burguesa, que sigue vigente en Colombia, por lo que este Memorial  se ha catalogado como “el Capitolio del Pueblo”. 

Ha innovado en el campo de los estudios y trabajos sobre la memoria, proponiendo que el deliberado olvido se catalogue como violación a los derechos humanos bajo el nombre de memoricidio, tarea en la cual, está empeñada en la actualidad.

 

[1] La Lucha por la Tierra en la Década del 30. El Áncora Editores. 1984. Última edición.

Publicado
2020-06-30